viernes, 24 de junio de 2011

El Nawat de Cuscatlán: apuntes para una gramática tentativa

                                            Pedro Geoffroy Rivas

Nota Editorial

El conocimiento de las lenguas aborígenes reviste en nuestra América una gran importancia, ya que sin tal conocimiento no nos es posible entender y explicar las particulares evoluciones sufridas por el castellano en los distintos países del Continente.
En el área centroamericana, dos notables lenguas indígenas ejercieron marcada influencia sobre el idioma de los conquistadores: el maya y los diversos dialectos de la lengua nahua. La primera se hablaba en el sureste mexicano, noreste de Guatemala, suroeste de Honduras y en algunas regiones de Nicaragua. Los dialectos nahuas se extendían por todo el altiplano de México y la costa meridional, desde el actual Estado de Sinaloa hasta la República de Costa Rica.

El dialecto hablado en Tenochtitlán a la llegada de Cortés, era de los terminados en "tl" y había sido difundido por los aztecas en las regiones conquistadas por ellos. Debido a esto los españoles lo convirtieron en una verdadera lingua franca, de la cual se sirvieron para
entenderse con todos los pueblos de la Nueva España.
A lo largo de la costa del Pacífico se hablaban dialectos terminados en "t", siendo el de Guatemala y El Salvador el llamado nahuat o pipil. La profunda aculturación sufrida por los núcleos indígenas de El Salvador; pero su influencia sobre el español ha sido inmensa, no sólo por la introducción de un abundante vocabulario, sino también por haber provocado importantes modificaciones morfológicas, sintácticas y fonéticas.

Conocer la lengua nahuat es, pues, para nosotros, de primordial importancia, si queremos saber por qué hablamos el castellano en una forma que casi constituye un dialecto de dicho idioma.
El análisis gramatical del nahuat de El Salvador por el doctor Pedro Geoffroy Rivas, será, por lo tanto, de gran utilidad para los estudiosos del idioma y, muy especialmente, para los maestros, que encontrarán en esta obra una explicación de nuestra peculiar manera de
hablar el español.


Fuente: Geoffroy Rivas, P. (1969). El Nawat de Cuscatlán: apuntes para una gramática tentativa. San Salvador: Dirección de Publicaciones

1 comentario:

ozkar chevez dijo...

Hola solo me interesaria conocer porq los terminos 1-nahuat, 2-nahoas, 3-nawat y nahuatl. Porfavor, gracias.